Iniciar la Sesión de Coaching conociendo el presente

Tomando consciencia de lo presenteEn el proceso de coaching, igual que es necesario fijar una meta donde ir, es importante saber dónde se está al iniciar el proceso, para también saber que se tiene y que se necesita para alcanzar lo deseado.

Posiblemente nos encontremos en una situación, de la cual no hayamos tomado consciencia en su totalidad, aunque si sepamos en gran medida como hemos llegado a ella. Conviene analizar y conocer, sin que ello nos lleve a estar demasiado tiempo en el análisis sin pasar a la acción, que es lo que nos llevará a los objetivos propuestos.

El coachee ha de evaluar lo que tiene hoy, pensando en su vivir, su carrera, sus relaciones, su salud y en general en todas las áreas de su vida, tratando de tenerlas muy en claro, conociendo sus gustos y preferencias en cada aspecto clave de su vida, para llegar a descubrir qué es lo que tiene hoy, y con que no desea continuar. Profundizando más en el área concreta sobre la que va a realizar la sesión de coaching.

En ocasiones las personas entienden que lo que les sucede y no les gusta, parece encontrarse en el exterior a ellas, teniendo su mente llena de prejuicios y pensamientos poco favorables acerca de si mismas, otorgando pleno poder y responsabilidad a otras personas y circunstancias sobre su no buena situación actual, lo que repercute en su estado de ánimo habitual y, en general, en su actitud personal frente a la vida.

Tal vez los momentos actuales que vivimos no sean en los que más se fomenta que las personas tomen consciencia de lo que les está sucediendo, porque sus capacidades analíticas están atrofiada y mutilada, aunque es bueno conocer tal circunstancia, para poder recuperar todo aquello que ayude a saber de uno mismo, para encaminarse a la solución de problemas existentes.

La persona que desea unos excelentes resultados en un proceso de coaching, ha de tomar consciencia de su situación actual para poder coger el control de su mente, su cuerpo y sus emociones, y de lo que brinda diariamente a su entorno. Y si en un principio no cuenta con todos los medios para afrontarlo, sí que con ello se irá dando cuenta de la situación de carencias que vive y podrá ponerse en aprender y formarse para ello.

Es importante que el coach entienda bien la situación actual de su acompañado, que se propone iniciar un proceso de coaching, para saber dónde está y que le está sucediendo en esos momentos de inicio del proceso, para con ello poderlo ayudar en su camino hacia su meta, facilitándole que ponga en acción todo su potencial.

Formas que el coach tiene para conocer la situación actual de su coachee es escuchando abiertamente y cuestionando, para conseguir, con esto, que el coachee se responsabilice de sus obstáculos, tratando de dar soluciones a ello, como que asuma las consecuencia que tendrá al alcanzar sus deseos.

Siempre conviene ser consciente de cómo estamos en cada momento de la vida, ya sea para sesiones de coaching o para simplemente poder tomar alguna medida de corrección, de cómo estamos, o para pasar a tomar la responsabilidad de lo que hacemos y ser algo más libres.

© Copyright Ayudacoach
Puedes distribuir, enviar o copiar este artículo sin modificar el contenido.
Incluye la dirección: http://ayudacoach.com/